Notre Damme; Cuatro Meses Después

  • 13 agosto, 2019
Notre Damme;  Cuatro Meses Después

Foto: Internet

* Alta contaminación por plomo

* Sociedad civil acusa de negligencia la gobierno

* Persiste el riesgo de colapso del edificio por estructuras debilitadas

Por Arturo Romero Sánchez

Corresponsal/Lapolacamich  

CIUDAD DE MÉXICO. –

Después de cuatro meses de haber ocurrido el incendio que cimbro al mundo, y cuya víctima fue la Iglesia de Notre Dame, ahora se inician los trabajos de reconstrucción, aunque tendrán que iniciar por combatir y destruir el cúmulo de partículas de plomo, con altos niveles de contaminación, inhabituales y que tienen un potencial cancerígeno, que según se informa, han afectado a más de una docena de niños que estudian en colegios cercanos al lugar de la catástrofe. La cantidad de plomo encontrada en los estudiantes, rebasa los niveles de alerta, según lo informa la agencia de salud, agregó que las pruebas se llevaron a cabo en 175 escolapios, diagnosticando a uno de ellos con la enfermedad conocida como “saturnismo” enfermedad representativa dentro de los males ocasionados por el plomo.

La sociedad civil levanta la voz, al denunciar que no se llevaron a cabo las medidas necesarias por dicha contaminación, y que la falta de transparencia del caso llevó

 A realizar el 26 de julio una denuncia de carácter judicial contra las autoridades por el caso omiso ante la situación, y que ahora ya arrojó la mencionada cantidad de víctimas, se consideró que hubo entre 210 y 250 toneladas de plomo, de las que la mayor parte cayeron dentro del templo, pero que las demás partículas pudieron haber viajado hasta 40 kilómetros, así lo comentó la científica Sophie Ayrault, quien trabaja en el Laboratorio de Ciencias de Clima y Medioambiente.

Los trabajos para descontaminar, tendrán prioridad en la Plaza de Notre Dame, Rue de la Cité y Rue de Árcole que son la plaza y calles perpendiculares al lugar siniestrado y que fueron cerradas desde la fecha fatal.

Se informó que serán empleados dos métodos para la limpieza, siendo el primero, la aplicación de tensoactivos o detergentes a alta presión para las superficies, y otro método mediante el uso de gel para el mobiliario urbano.

Se prevé que la fecha de inicio de las obras al interior de la catedral, para retirar la contaminación por plomo, pueda ser el 19 de agosto, claro que, con las medidas de seguridad adecuadas, pues, como había dicho un arquitecto el pasado mes, con la ola de calor que se está sufriendo, aun se puede considerar como riesgo que el edificio pueda derrumbarse, al quedar debilitada la estructura por las llamas.