* Un éxodo de aproximadamente 3.4 millones de venezolanos, al finalizar 2018

* Persecución sistemática a opositores

Foto: OEA

Por Arturo Romero Sánchez

Corresponsal/Lapolacamich

CIUDAD DE MÉXICO. –

En un informe preliminar, la Organización de Estados Americanos (OEA), afirma que la actual crisis en Venezuela, es una crisis sin precedentes en la región, pues el año de 2018, finalizó con al menos 3.4 millones de venezolanos (más del 10%), que abandonaron el país, y que se han refugiado, muchos de ellos, en algunos países latinoamericanos.

La causa de esta migración, se debe a la cantidad de problemas que sufren los ciudadanos, entre ellos, la escasez de alimentos y medicinas, la violencia generalizada, la desmedida inflación y otros problemas más.

El informe apunta que, los migrantes venezolanos emigran en condiciones económicas precarias, y esta organización, apunta que, según reportes independientes, más del 40% de migrantes padecen de desnutrición.

En una parte de este informe, se apunta: “Se puede concluir que hay una política de Estado para perseguir sistemáticamente a quienes difieren del régimen de Maduro, siendo víctimas de actuaciones abusivas de los distintos cuerpos de seguridad del Estado como la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) y el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN).” Y continúa en su informe, “Las organizaciones no gubernamentales Foro Penal y Human Rights han documentado 53 casos de represión entre abril y septiembre de 2017, en los que al menos, 232 individuos fueron sometidos a abusos físicos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

go88